Aprendizaje Basado en Problemas

jueves, octubre 07, 2010

Mucha toería, poca teoría, sin teoría

Presto  atención a la ideas que veo en el Blog.
En realidad me proecupa mucho la falta de conocimiento que actualmente tenemos sobre los aspectos teóricos de nuestra práctica pedagógica.
Creo que forma parte del problema que tenemos ante los dos puntos siguientes:
  • Un exceso de información
  • Un descrédito de la actividad intelectual y un exceso de práctica, cierto empirirsmo excesivo.
Unas veces parece como si igorásemos las bases teóricas de nuestro trabajo. En realidad muy a menudo lo que estamos haciendo es una mezcla (mashup) de toerías diversas sin preocuparnos o sin saber muy bien que es lo que estamos haciendo.
Otras lo que hacemos es utilizar diferentes teorías de manera más o menos conscientes con resultados nefastos:
Podemos usar los vínculos de las páginas que utilizan los alumnos en Internet  a modo conductista de estímulo-respuesta sin prestar atención a lo que están haciendo.
Sería bueno prestar atención al gráfico en el que vemos una nube de visiones y posibilidades, podemos afirma que "no hay toería pura ni indpendiente de otra".  Los pensadores teóricos hablan entre sí, se responden unos a otros y constuyen una tupida red superconectada de reflexiones y posibilidades.
Debemos ver que actualmente no es posible una toería pura, independiente de las demás, y que por ello creo que lo más importante para el formador es la percepción de la particularidad de cada hecho educativo y de cada aprendizaje. Cada alumno es único, igual que cada aprendizaje y su valor está precisamnete en la posibilidad de que se desarrolle está singulairad.
La ventaja de la metodología PBL creo que reside en la posibilidad de entender y admitir estos puntos hasta las últimas consecuencias:
Lo importante no es la resolución del problema sino que en quienes y como lo han resuleto.
La posibilidad de conexiones, datos, significados y contextos es tan elevada que se enriquece la red personal a cada momento y de manera infinta y a cada momento.
Personalmente creo que en una cultura como la nuestra, me refiero a la española, inmersa en dogmatismos y con necesidades de directivas y puntos "clarificadores" es necesario tener en cuenta esta enorme posibilidad de movilización, creatividad y liberación de las cadenas intelectuales que dificultan los avances tecnológicos y sociales necesarios de nuestra sociedad.